Peio de Murillo Viteri, de boda

boda

Si habéis leído la biografía de nuestro compañero , Peio Fuentes os daréis cuenta de que no es un tipo “al uso”. El viernes pasado se escapó un rato la bodega para ir a todo correr al juzgado  y ejercer como testigo de la boda de unos íntimos amigos. Hasta aquí todo normal.

Lo curioso es que actuó de testigo ante el juez y ante el “Si quiero” de la pareja con la ropa de trabajo de la bodega, tal y como podéis ver en la foto que nos mandaron los novios.

Le deseamos a estos recién casados muchas buenas cosechas juntos, y que tengan en cuenta que en los momentos más importantes de su vida estará presente el mejor vino de Rioja.

This entry was posted in Bodega. Bookmark the permalink.