Seguro que alguna vez has escuchado la expresión “que no te la den con queso”. Es una frase hecha que tiene su origen en el mundo del vino.

Antiguamente se utilizaba esta expresión como advertencia enfocada a ser precavidos para que no te engañen. El origen de “que no te la den con queso” proviene de hace varias décadas, cuando algún bodeguero quería vender vino al por mayor y ofrecía probarlo a los posibles compradores antes de venderlo. Si sabía que el vino era de dudosa calidad, acompañaba la prueba con un poco de queso.

El sabor y olor intenso del queso disimulaba las características reales del vino, y así conseguía venderlo. Desde entonces, se popularizó la frase “que no te la den con queso” para avisarte de que seas precavido y no te engañen.

que-no-te-la-den-con-queso

El maridaje de queso y vino en la actualidad

Hoy en día, en cambio, el maridaje de queso y vino es una excelente idea. De hecho, es común ofrecerlo con unos panecitos cuando se cata algún vino. En Bodegas Murillo Viteri somos partidarios de maridar el vino con queso, pero debemos tener en cuenta que el tipo de vino con el que vayamos a combinarlo variará dependiendo de la curación del queso. Un vino más criado, como el crianza o reserva, es recomendable acompañarlo de un queso criado. Mientras, los más frescos combinan estupendamente con los vinos jóvenes. Para disfrutar del maridaje perfecto entre ambos os dejamos algunos consejos:

Y a ti, ¿te la han dado alguna vez con queso? ¿Eres amante del maridaje de queso y vino?

Tienda Vinos Murillo Viteri

 

Te puede interesar:

¿Estás de mala uva?

La historia del sacacorchos y sus modelos

Qué es el brindis y su origen

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies propias y de terceros. ¿Aceptas su instalación y uso?